Sentencia nº O-4-2013 de Juzgado de Letras y Garantía de Laja, 21 de Marzo de 2014 - Jurisprudencia - VLEX 571029282

Sentencia nº O-4-2013 de Juzgado de Letras y Garantía de Laja, 21 de Marzo de 2014

Fecha de Resolución:21 de Marzo de 2014
Emisor:Juzgado de Letras y Garantía de Laja
Procedimiento:Ordinario
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

L., veintiuno de marzo de dos mil catorce.

VISTOS:

Se ha presentado L.A.P.P., jubilado, domiciliado en calle Los Acacios N° 240, P.N., comuna de Laja, deduciendo demanda en juicio ordinario del trabajo, de conformidad al artículo 420 letra f) del Código del Trabajo, en contra de CMPC Celulosa S.A., R. 96.532.330-9, con domicilio en calle Balmaceda N° 30, Laja, representada legalmente por I.D.L.R., ingeniero comercial, C.I. 6.562.923-2, del mismo domicilio , para que se les condene a pagar la suma de $40.000.000, por concepto del daño moral o las sumas que se determinen con costas, conforme a los fundamentos que más adelante se expresan.

La demandada CMPC Celulosa S.A., legalmente emplazada, contesta el libelo oponiendo excepciones de incompetencia del tribunal en razón de la materia; en subsidio prescripción de las acciones entabladas; en subsidio, excepción de finiquito y transacción, en subsidio, solicita el rechazo de la acción en todas sus partes, con costas.

Se llevó a efecto audiencia preparatoria de juicio, en la cual se confirió traslado de las excepciones opuestas al demandante, el que fue evacuado, resolviéndose la excepción de incompetencia en razón de la materia, interpuestas por la demandada, la que fue rechazada, según fundamentos que constan en registro de audio. El resto de las excepciones se dejaron para definitiva.

Se llamó a las partes a conciliación, la que no prosperó.

Se acordaron convenciones probatorias por los intervinientes y, existiendo hechos sustanciales, pertinentes y controvertidos, se recibió a prueba la causa, ofreciéndose las probanzas a incorporar en el juicio.

Se desarrolló la audiencia de juicio en una sesión, el día 6 de marzo de 2014, con la asistencia de todas las partes, quienes incorporan legalmente las probanzas previamente ofrecidas, al cabo de lo cual tuvieron la posibilidad de formular observaciones.

Al término de la audiencia de juicio se hizo uso de la facultad conferida por el artículo 457 del Código del Trabajo, fijando para la notificación de la sentencia el día 21 de marzo de 2014 a las 16:00 horas.

OIDOS Y CONSIDERANDO:

PRIMERO

Que, respecto a la excepción de prescripción, cabe hacer presente que la demandada ha opuesto excepción de prescripción establecida en los articulo 69 de la Ley N°16.744, en relación con los artículos 2.492, 2.515 y siguientes del Código Civil, respecto de la solicitud del actor de reclamar el presunto daño moral que la enfermedad profesional le habría causado, por cuanto ha concurrido con creces el plazo señalado por dicha norma para obligación de indemnizar que emanan de la referida responsabilidad del empleador, por ser estas accesorias y consecuencia directa de aquella.

Luego reproduce los términos del artículo 69 de la Ley 16.744 y agrega que la prescripción de nuestro "derecho común " esta establecida en los artículos 2.492 y siguientes del Código Civil, los cuales señalan, en la parte que nos interesa, que la prescripción es un modo de extinguir las acciones y derechos ajenos, por no haberse ejercido dichas acciones y derechos durante cierto lapso de tiempo, y cumpliendo los demás requisitos legales, siendo estos a) Que la acción sea prescriptible: La regla general es que todos los derechos y acciones están expuestos a daño moral derivado de un accidente o enfermedad laboral prescribe conforme a las "reglas de derecho común." b) Que la prescripción sea alegada: como dispone el articulo 2.493 del Código Civil c) Que la prescripción no se haya interrumpido: sin que se de en la especie interrupción natural ni civil d) Que la prescripción no este suspendida, estima claramente no aplicable en la especie. e) que transcurra el tiempo fijado por la ley. Respecto a este último punto precisa que, el artículo 2.514 del Código Civil señala que:

"La prescripción que extingue las acciones y derechos ajenos exige solamente cierto lapso de tiempo, durante el cual no se hayan ejercido dichas acciones. Se cuenta este tiempo desde que la obligación se haya hecho exigible

Por su parte, el artículo 2.515 del mismo cuerpo legal, agrega que el plazo de prescripción es "de tres años para las acciones ejecutivas y de cinco años para las ordinarias". Agrega que, es la propia parte demandante quien reconoce a finales de fojas 4 y principios de fojas 5 de su libelo pretensor que: "las acciones para reclamar las prestaciones por enfermedad profesional prescriben en el termino de 5 años contado desde el diagnostico de la enfermedad profesional"

Si bien en esta causa no se están demandando prestaciones de la ley 16.744, el actor esta en lo correcto al señalar que el plazo de prescripción para demandar el daño moral ocasionado en un accidente o enfermedad profesional efectivamente es de 5 años contado desde el diagnostico de la enfermedad profesional.

Arguye que, no es aplicable el plazo de 5 años que establece el articulo 79 de la Ley 16.744 ya que se refiere a las "prestaciones " de la propia ley "sobre accidentes del Trabajo y enfermedades profesionales " por tanto, el articulo 79 de la Ley N° 16.744 sobre Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales, invocado por el actor para demandar las indemnizaciones por daño moral, dispone en lo pertinente que "Las acciones para reclamar las prestaciones por accidentes del trabajo o enfermedades profesionales prescribirá en el termino de cinco años contado desde la fecha del accidente o desde el diagnostico de la enfermedad... ".

Estima que el plazo de 5 años desde que se declara la enfermedad profesional es solo para reclamar las prestaciones que la Ley 16.744 otorga al trabajador afectado, y no para reclamar "las otras indemnizaciones” por lo que a la fecha de notificación de la demanda, e incluso a la de su presentación, se encuentran largamente prescritas. Así explica, las "prestaciones" indicadas en la disposición legal citada, se refieren única y exclusivamente a los beneficios de seguridad social establecidas en la Ley N° 16.744 sobre Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales, y son única y exclusivamente, las siguientes: Prestaciones medicas - Articulo 29; Prestaciones por incapacidad temporal - Artículos 30 a 33; Prestaciones por invalidez - Artículos 34 a 42; Prestaciones por Supervivencia - Artículos 43 a 50; El elemento común de las indicadas ''prestaciones " de seguridad social, es que son objeto de coberturas del seguro contenido en la citada Ley, el cual,, opera a través de las mutualidades u otros organismos similares, los que en este caso concreto y especifico han otorgado al demandante una prestación de seguridad social denominada "prestación por invalidez ", consistente en una indemnización global por perdida de ganancia de acuerdo con el Articulo 35 y siguientes de la Ley N° 16.744 sobre Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales.

Por ello, concluye la norma a aplicar es el art. 69 de la misma ley 16.744 que ordena que el daño moral se debe demandar con arreglo a las norma de derecho común y por lo tanto es aplicable el articulo 2.515 del Código Civil que establece el plazo de prescripción de 5 anos para una acción ordinaria plazo que se contara desde el diagnostico de la enfermedad, como de todas formas lo señala la parte demandante en su escrito pretensor.

Ahora bien, resulta fundamental dilucidar, a efectos del cálculo de la prescripción. ¿Cuando se diagnostico la enfermedad del actor? Lo que el actor no señala en su demanda, es que su hipoacusia va estaba diagnosticada y declarada desde 1993. En efecto con fecha 15 de julio de 1993 la Compin de Bio Bio dicto la resolución N° 014 que le declaraba un 19% de incapacidad por "Hipoacusia neurosensorial, razón por la cual el actor fue incluso indemnizado conforme a la lev 19.744. En dicha época, el empleador del actor era la "Compañía Manufacturera de Papeles y Cartones S.A. ", empresa que mantenía la condición de administración delegada (es decir la propia empresa funcionaba como su mutual). Por ello, y debido a la mencionada resolución N° 014 emitida por la Compin de Bio Bio, fue su propio empleador quien indemnizo al actor en el mes de agosto del mismo ano 1993 por la suma equivalente a 4,5 de sus sueldos base.

En este sentido, se deben contar los 5 años de plazo desde el 15 de julio de 1993, fecha en la cual la enfermedad ya había sido diagnosticada al actor. Por ello el plazo para demandar venció el 15 de julio de 1998. Reconoce que, el 22 de octubre de 2009, la misma Compin de Bio Bio dicto una nueva resolución, esta vez la N° 495, la cual señalo que el actor padecía de un 40% de incapacidad, y si bien las incapacidades pueden aumentar el plazo corre desde el diagnostico de la enfermedad. Entender esta institución de modo diverso implicaría que la acción para demandar por daño moral derivada de una enfermedad profesional seria, al menos conceptualmente, imprescriptible.

En subsidio, es la propia resolución N° 495 del 22 de octubre de 2009, la que textualmente señala en su parte resolutiva que la incapacidad del actor data del: "11 de agosto de 2008.”, por tanto, el plazo de prescripción de 5 años venció el 11 de agosto de 2013, es decir 5 años después de la (segunda), declaración de la enfermedad del actor. Atendido que la demanda se interpuso recién el 25 de octubre de 2013 y se notifico incluso días después, la acción estaría del todo prescrita ya que el plazo, se cuenta desde el diagnostico de la enfermedad y no desde la fecha de la resolución de la Compin.

A efectos de reforzar lo señalado cita fallo de unificación de jurisprudencia dictado por la Excelentísima Corte Suprema, en causa rol 1.222-2013, el cual efectivamente señala que el articulo a aplicar a efectos de contabilizar acciones por enfermedad profesional es el art. 69 b) de la ley 16.744 y no al art. 79 de la misma ley. Por lo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA